lunes, 28 de diciembre de 2009

ABISMO


En determinadas épocas
siento un abismo
insondable en la piel,
un dolor indefinible
incrustado en el costado del alma...
Se me acumulan lágrimas
tras los párpados rotos
como alas indigentes
y crece la pena acumulada
por el canon del tiempo
y la derrota del insensato
que ve las estrellas morir...

1 comentario:

Noray dijo...

Has logrado dibujar el abismo con una inmensa belleza. Conozco demasiado bien esas épocas.


Un fuerte abrazo