domingo, 3 de mayo de 2009

DÍA DE LA MADRE; Te doy una canción

Quizás sea este el tema más versionado de Silvio Rodríguez y, sin duda una de sus canciones más bellas. Muchos han querido ver tintes políticos en la letra, interpretando que habla de Cuba. Pero en realidad está dedicada a Emilia Sánchez, una novia de la adolescencia a la que Silvio dedicó un montón de poemas. Desde mi óptica da igual, porque hoy no quería emocionarte con las cosas que yo escribo, sino con la belleza de una música que me conmueve y quería hacerte llegar, a la manera de aquellos viejos programas de radio en los que, a través de las ondas, se podía dedicar una canción. Es mi regalo en este día, porque eres madre y porque mereces que se te quiera. Hoy simplemente, ‘Te doy una canción'...





Cómo gasto papeles recordándote,

cómo me haces hablar en el silencio,

cómo no te me quitas de las ganas

aunque nadie me vea nunca contigo.

Y cómo pasa el tiempo

que de pronto son años

sin pasar tú por mí

detenida.


Te doy una canción

si abro una puerta

y de las sombras sales tú.

Te doy una canción

de madrugada

cuando más quiero tu luz.

Te doy una canción

cuando apareces

el misterio del amor

y, si no lo apareces,no me importa:

yo te doy una canción.

Si miro un poco afuera me detengo,

la ciudad se derrumba y yo cantando,

la gente que me odia y que me quiere

no me va a perdonar que me distraiga.

Creen que lo digo todo,

que me juego la vida

porque no te conocen

ni te sienten.

Te doy una canción

y hago un discurso

sobre mi derecho a hablar.

Te doy una canción

con mis dos manos,

con las mismas de matar.

Te doy una canción

y digo: Patria.

Y sigo hablando para ti.

Te doy una canción

como un disparo,

como un libro,

una palabra,

una guerrilla...

como doy el amor.